Café Galletti: del campo a la taza

En Galletti sabemos que la calidad es una cualidad implícita a un buen producto. Por eso, nuestra promesa no es la calidad, sino la experiencia que vives. Sin embargo, siendo consecuentes con nuestra idea de sabor honesto, te contamos cómo funcionamos para garantizar la excelente calidad de cada uno de los cafés que producimos. Confía, siempre que tomes un Galletti será el resultado de procesos de diferenciación, trazabilidad y consistencia.

Diferenciación

Hemos desarrollado un perfil de cada uno de nuestros cafés y las bebidas resultantes, de acuerdo con diferentes parámetros de evaluación, características organolépticas, lugar de origen, tipo de tostado, variedad y su desempeño respecto al método de infusión y extracción usado. Esto permite que podamos ofrecerte la mejor opción de acuerdo a tu gusto y que cuando hablemos de Café Galletti, hablemos de un profesional y riguroso proceso que desarrollamos y cuidamos todo el tiempo.

Trazabilidad

Desde la finca en la que fue cultivado hasta la cafetería a la que fue vendida, establecemos toda la ruta por lote de producción y direccionamiento de cada uno de los cafés que usamos.  De esta manera, la diferenciación puede ser sistematizada y podemos saber a qué perfil gusta más y cuál bebida extraída es la que mejor se desarrolla con el tipo de tostado, variedad o características del café utilizado.

Consistencia

Respaldados por los procesos de diferenciación y trazabilidad, en Galletti estamos en capacidad de asegurarte la consistencia del café lote tras lote. Garantizamos que el café que estás tomando es exactamente el que elegiste por sus características y que así será siempre que quieras volverlo a consumir.

Somos pioneros en el café de especialidad en Ecuador, por eso todos nuestros procesos están bien definidos y delicadamente custodiados. En Galletti, nos encanta la imaginación, pero no en la calidad de nuestro café.

 

SUBIR